jueves, octubre 19, 2017

Tercer hito goleador histórico de la Real de Eusebio

Los realistas celebran el 0-6 ante el Vardar.
Suele suceder que con el paso de los años se valoran más las cosas. Y da la sensación de que dentro de un tiempo daremos mucha más valía a lo que estamos viviendo ahora mismo. El 0-6 logrado por la Real Sociedad ante el Vardar se ha convertido en el tercer hito goleador que la Real de Eusebio Sacristán escribe con letras de oro en las páginas del libro de historia del club txuri urdin. El tercero. Como si fuera fácil lograr uno. Y no olvidemos que Eusebio llegó a la Real hace dos años. Curiosamente, los tres récords, uno de ellos igualado, le emparentan con la Real de Bernd Krauss, una de las que más grato recuerdo ha dejado en el tiempo.

Efectivamente, este 0-6, firmado con un repoker de Willian José (no veíamos uno en la Real desde que Vela hizo los cuatro goles de la remontada en Anoeta al Celta, 4-3, en noviembre de 2013) y sendos tantos de Oyarzabal y De la Bella, es la mayor goleada lograda por la Real en competiciones europeas. Cuando el delantero brasileño convirtió su cuarto gol, de hecho era ya la primera ocasión en que el equipo realista hacía cinco goles fuera de casa en el Viejo Continente. El anterior registro era el 2-4 logrado en la temporada 1998-1999 ante el Sparta de Praga, con Krauss como entrenador y goles de Kovacevic por partida doble, Aldeondo y De Pedro.

Este resultado bate pero no deja sin efecto los otros dos récords goleadores que tiene la Real de Eusebio. Esta misma temporada, en la  misma Europa League, se logró ante el Rosenborg la victoria más abultada lograda como local, un 4-0 logrado con dos goles de Llorente, otro de Zurutuza y uno más en propia puerta de Skjelvic. Esta goleada  del equipo de Eusebio superó por un tanto al equipo de Krauss, que en la mencionada UEFA 1998-1999 había logrado el hasta entonces triunfo europeo más abultado logrado en San Sebastián, el 3-0 ante el Dinamo de Moscú, con doblete de Kovacevic y un tanto más de De Paula. Atotxa nunca vio grandes goleadas europeas y el marcador más holgado fue de 2-0, al Inter en la UEFA de la temporada 1979-1980, al Celtic de Glasgow y al Sporting de Portugal en la Copa de Europa 1982-1983 y al Vitoria de Guimaraes en la UEFA 1992-1993.

Y el tercer récord con el que cuenta la Real de Eusebio es el de la mayor goleada como visitante en Primera División, el 0-5 logrado en febrero de 2016 ante el Espanyol, con dos tantos de Jonathas y uno respectivamente de Vela, Oyarzabal y Diego Reyes. En esta ocasión, Eusebio no consiguió superar a Krauss, solo igualar el 0-5 que el equipo dirigido por el alemán logró en la temporada 1997-1998 en Oviedo, con dos goles de De Paula, y uno de Idiakez, De Pedro y Kovacevic. Para ver un resultado superior a estos 0-5 o a este 0-6 hay que retroceder nada menos que a la temporada 1946-1947, cuando una Real en Segunda División superó por 0-7 al Barakaldo, un marcador firmado por Pérez, Vázquez, Campos en tres ocasiones, Castivia y Ontoria. No obstante, el récord goleador de la Real a domicilio fue el 0-8 que endosó, también el Segunda a la madrileña Agrupación Deportiva Ferroviaria en la temporada 1942-1943, con tres goles de Bidegain y Unamuno y dos más de Ontoria.

miércoles, octubre 18, 2017

PREVIA Vardar - Real Sociedad. Hoy es ese día

Xabi Prieto, en el partido ante el Zenit.
Que nadie se engañe por la falta de conocimiento del rival, la visita al Vardar en Skopje (jueves, 19.00 horas, Filip II de Macedonia, beIN Max 1) es el día. Es el día clave para encarrilar la clasificación para la próxima ronda de la Europa Ligue. El Vardar es la cenicienta del grupo y ha perdido, además con claridad, sus dos partidos anteriores. Si Zenit y Rosenborg han sumado los tres puntos ante el conjunto macedonio, la Real no puede ser menos. Toca ganar. Toca recuperar la misma senda que se recuperó en la Liga ante el Alavés, la de un equipo que cree en sus posibilidades, que sale a por todas y que conjuga dinamita arriba con seguridad atrás. Toca ganar y ganar bien, no vaya a ser que los goles tengan algo que ver en las opciones de clasificación final. La Real ahora mismo es segundo y busca cerrar la primera vuelta de esta frenética y corta liguilla al menos en esa posición, que da derecho a seguir vivo en la competición. Europa no espera a nadie y los de Eusebio tienen que recuperar las buenas sensaciones de la primera jornada.

Para ello, hay cara y cruz en la convocatoria de Eusebio ante este trascendental encuentro en Skopje. Vuelve Iñigo Martínez, lo que tendría que servir para apuntalar la firmeza defensiva recuperada en Vitoria, pero por otro lado se caen del grupo Odriozola y Juanmi, los damnificados del encuentro de Mendizorroza. Como el técnico desplaza a Macedonia a 20 jugadores, dos tendrán que ver el partido desde la grada. Uno de ellos será el tercer portero, Zubiaurre si no hay ningún percance con los dos de la primera plantilla, y el otro es una auténtica incógnita, pero bien podría ser uno de los cuatro centrales que forman parte de la expedición, en la que se cuela Gorosabel, llamado a suplir a Odriozola no solo en la lista sino que puede que también en el once titular.

Aunque lo previsible era que no hubiera demasiadas rotaciones, lo cierto es que a Euserbio no le va a quedar más remedio que hacer algunos cambios. Rulli seguirá bajo palos. Si Iñigo está para jugar, la duda está en su acompañante, con papeletas para los tres, Navas, Elustondo y Llorente. Gorosabel actuará por la derecha, sin descartar tampoco a Elustondo en ese puesto, y puede ser que De la Bella vuelva a tener una oportunidad en la izquierda. Illarramendi y Xabi Prieto parecen fijos en el centro del campo, y Zubeldia parece que podría tener continuidad, aunque tampoco es descartable que Pardo vuelve a ser titular en Europa. Y en el ataque un Oyarzabal en plena forma y Willian José parecen fijos y el otro puesto se lo jugarán entre Vela y Januzaj.

Tras las dos primeras jornadas de la Europa League, la Real ocupa la segunda posición del grupo L, es decir, una de las dos que da acceso a la siguiente ronda. Pero lo hace por average, ya que tiene tres puntos, los mismos que el Rosenborg. El liderato del grupo lo ostenta el Zenit, que es el único conjunto que ha ganado los dos primeros partidos. El farolillo rojo lo ocupa el Vardar, que suma sus partidos por derrotas. El Zenit ha sido el artífice de la única derrota como visitante del equipo txuri urdin, 3-1 en la segunda jornada, y de la del Vardar como local, en la primera y por 0-5. Mientras la Real es séptima en la Liga española, con 13 puntos en ocho jornadas, el Vardar en la competición macedonia es segundo con 19 puntos en diez jornadas, aunque con dos partidos menos que el líder, el Shkendija 79, que cuenta con seis puntos más.

La Real nunca ha jugado en Macedonia, y de hecho solo hay un precedente en repúblicas de la antigua Yugoslavia, el 1-0 ante el Partizán de Belgrado de la Copa de la UEFA de la temporada 1990-1991, que precedió a una dolorosa eliminación por penaltis tras haberse producido el mismo resultado en la ida en Atotxa. La Real ha jugado 35 partidos como visitante en competiciones europeas y solo ha ganado ocho de ellos, el último el 2-3 de la previa de la Europa League 2015-2016 ante el Aberdeen. En las tres fases de grupos que ha afrontado la Real a lo largo de su historia, las dos de Champions de la 2003-2004 y la 2013-2014 y la actual de la Europa League, el equipo donostiarra acumula siete partidos lejos de Anoeta y solo ha ganado uno, el 1-2 ante el Galatasary de la primera de estas liguillas, con goles de Kovacevic y Xabi Alonso.

viernes, octubre 13, 2017

PREVIA Alavés - Real Sociedad. Un derbi para rehabilitarse

Rulli, el mejor el pasado año en Mendizorroza.
¿Qué puede haber mejor que un derbi para rehabilitarse? Pues eso es lo que se encuentra la Real tras un parón de selecciones en el que han brillado sus internacionales con la visita al Alavés (sábado, 18.30 horas, Mendizorroza, beIN La Liga). Y el partido es peligroso. Porque llega la Real como el equipo más goleado de la Liga junto al Eibar, después de cuatro jornadas sin ganar y con la sensación de que cada tiro que sufre la portería de Rulli acaba en gol. El Alavés, con ilusiones renovadas tras su primera victoria, busca sumar su primer punto en Mendizorroza, donde cuenta sus partidos por derrotas. Rachas y sensaciones encontradas que, en un derbi, cobran todavía más relevancia. Toca rehabilitarse en defensa, en victorias y también en los derbis, después de que la pasada temporada la Real acumulara demasiados resultados negativos en sus duelos ante Athletic, Eibar y Alavés. Y toca rehabilitarse en su fútbol sin uno de sus termómetros, Zurutuza.

Esa es la gran pregunta del once que dispondrá Eusebio en Mendizorroza y que ha empezado a responder ya desde la convocatoria, a pesar de desplazar 19 jugadores por las molestias de Canales y de la duda de si Vela, sin entrenar, está para entrar en el equipo. El técnico txuri urdin ha decidido contar solo con los jugadores del primer equipo disponibles, descartando la opción de que puedan entrar Guevara o Gorostidi. El elegido para completar el centro del campo saldrá de entre Pardo y Zubeldia. A pesar de la ausencia de Iñigo Martínez, que no termina de estar a punto, la otra duda está en el centro de la zaga. Todo lo demás que cambie Eusebio estará motivado por entrar en una nueva semana de tres partidos.

El estado de forma de Rulli no parece que vaya a alejarle de momento de la titularidad. La defensa la formarán Odriozola y Kevin en los laterales y dos de los tres centrales disponibles. Difícil saber si el suplente será Llorente, máximo goleador del equipo; Elustondo, que descansó ante el Betis; o Navas, que no tuvo un regreso afortunado. Dado que ya hay un cambio obligado en el centro del campo, Illarramendi y Xabi Prieto parecen innegociables. Pardo o Zubeldia, como se ha dicho, completarán esta línea. Y en ataque, a la espera del descarte, parece que jugarán Oyarzabal, Juanmi y Willian José, con Vela, Januzaj y Bautista en la recámara como opciones ofensivas si el partido se tuerce.

A pesar de su mala racha, la Real es octava con diez puntos, eso sí, tres por debajo de la zona europea que ahora mismo cierra el Betis y cuatro por encima del descenso, marcado por el Eibar. Su rival, el Alavés, es penúltimo con apenas tres puntos y ya ha cambiado de entrenador, ahora dirigido por el italiano Gianni di Biasi. El equipo txuri urdin llega a este encuentro después de cuatro jornadas sin ganar, aunque frenó sus tres derrotas consecutivas con el empate en Anoeta ante el Betis. Fuera de casa, la Real suma dos victorias y una derrota, solo tienen más puntos como visitantes los equipos que han hecho pleno, el Barcelona, el Atlético y el Real Madrid. El Alavés ha perdido sus tres partidos como local, aunque, con su relevo en el banquillo, rompió en campo del Levante, por 1-2, las seis derrotas consecutivas con las que inició la Liga. La Real ha marcado fuera los mismos goles que el Alavés ha encajado en casa, siete. Mendizorroza solo ha cantado un gol, en el 1-2 ante el Madrid.

Hay 18 precedentes, doce de los cuales han tenido lugar en Primera División. La ventaja es para el Alavés, que ha ganado seis de esos duelos, por cuatro victorias de la Real y dos empates. No hay grandes victoria para el conjunto txuri urdin, que siempre que ganó fue por la mínima y nunca anotando más de dos goles. El 1-2 fue el resultado de sus dos primeras visitas a Vitoria, en las temporadas 1930-1931 y 1931-1932. Tampoco el Alavés ha firmado una gran goleada ante la Real, y el 3-1 de la campaña 2005-2006 es su triunfo más holgado. El cuadro estadístico lo completan seis partidos en Segunda, con tres victorias para cada equipo. Ojo, porque entre Primera y Segunda son ya seis las visitas que encadena la Real a Mendizorroza sin ganar y para encontrar la última victoria hay que remontarse al 0-1, gol de Jaureig, de la 2000-2001.

La pasada campaña, la 2016-2017, la Real encadenó en Mendizorroza su segunda derrota consecutiva en un derbi tras la de la jornada anterior en Anoeta contra el Athletic, y se esfumó la posibilidad histórica de sumar cuatro victorias consecutivas como visitante. El Alavés venció por 1-0, gol de Deyverson al filo del descanso y con todo merecimiento. La Real fue incapaz de crear peligro en la portería de Pacheco y el Alavés, sin necesidad de arrollar al equipo de Eusebio, sí generó el suficiente peligro como para ganar y para que Rulli fue el mejor jugador sobre el campo. La nefasta jornada, solo animada por el debut de Gurudi, la completó la expulsión de Granero. Un Del Cerro Grande con la piel demasiado fina interpretó una caída dentro del área como un intento de engañarle para que pitara penalti, a pesar de que no lo protestó y se levantó rápidamente para tratar de seguir jugando. Fue su segunda amarilla y tuvo que dejar el campo, cercenando la escasa reacción de la Real.

viernes, octubre 06, 2017

La Real se consolida como sexto equipo histórico de la selección española

Odriozola, último debutante de la Real en la selección.
Álvaro Odriozola ya es internacional español. Se ha convertido en el 46º jugador que ha vestido la camiseta de la selección siendo futbolista de la Real Sociedad. De esta manera, el club txuri urdin se consolida como el sexto que más jugadores ha aportado al combinado a lo largo de toda su historia. Sea por cuestión política, porque su presencia internacional coloca a las perlas realistas en el punto de mira de los grandes clubes europeos o por las muchas lesiones con las que los jugadores regresan de estos compromisos, no todo el mundo disfruta viendo a los realistas, pero este dato resalta la importancia que tiene el club en el fútbol español.

Son, efectivamente, 46 los futbolistas de la Real que han vestido la camiseta de la selección española. Por encima del equipo donostiarra solo figuran en esta clasificación histórica cinco equipos más. Domina este ránking el Fútbol Club Barcelona (128), y le siguen el Real Madrid (121), el Athletic (99), el Atlético de Madrid (89) y el Valencia (70). Pasará mucho tiempo para que la Real pueda tener siquiera la oportunidad de colarse entre los cinco primeros viendo la distancia que separa su registro del que ostenta el Valencia, pero el debut de Odriozola al menos sirve para mantener con cierta holgura la sexta posición en esta tabla, ya que por detrás están el Espanyol, con 43 internacionales, y el Sevilla, que suma 38.

Hay que poner en valor esta aportación, sobre todo si tenemos en cuenta que la Real no es precisamente el sexto equipo en la clasificación histórica de la Liga, sino el octavo. Y también hay que tener en cuenta otras variables, como el hecho de que en la época en la que los partidos de selecciones se han multiplicado, lo que hace que se multiplique también el número de oportunidades para futbolistas, la Real tuvo una larguísima ausencia. Casi pasó una década entre el único partido internacional de Aitor López Rekarte, en septiembre de 2004, y el debut de un nuevo jugador txuri urdin con la selección, el de Iñigo Martínez en agosto de 2013. El citado Iñigo, Asier Illarramendi, Juanmi (aunque no haya ido a la selección desde que fichó por la Real) y ahora el propio Odriozola son los jugadores de la actual plantilla txuri urdin que han debutado con el combinado español.

A este dato hay que sumar otro del que sentirse todavía más orgulloso. Gipuzkoa, la provincia más pequeña, es en cambio la segunda que más futbolistas ha aportado a la selección española a lo largo de su historia. En total, y al margen de su pertenencia a la Real, han sido 78 los jugadores de este pequeño territorio que han vestido esta camiseta. Solo le supera Vizcaya, con 101, y Gipuzkoa puede presumir, con el debut de Odriozola, de haber superado a Barcelona, que suma 77, y de mantenerse holgadamente por encima de Madrid, que ha tenido 73 hasta la fecha.

sábado, septiembre 30, 2017

PREVIA Real Sociedad - Betis. Reacción ineludible

Vela hizo el 1-0 al Betis de la temporada pasada.
Estamos todavía en septiembre, queda mucha temporada, muchos puntos y muchos retos. Pero la reacción es ineludible. Tiene que llegar ya. Y tiene que hacerlo, curiosamente, en el mismo partido de la temporada pasada, la visita del Betis (domingo, 12.00 horas, Anoeta, beIN La Liga). Tiene que llegar porque no puede agrandarse una racha tan negativamente histórica como la que ha encadenado la Real, cuatro derrotas consecutivas, tres en Liga y en una Europa League, encajando al menos tres goles en cada uno de esos encuentros. Para quien no lo sepa, la anterior ocasión en la que el equipo txuri urdin sufrió algo así fue, ojo, en 1935. Si el equipo no es consciente de la magnitud de ese dato, es que el fútbol moderno es más pernicioso de lo que muchos ya creen. Toca reaccionar, en un Anoeta sin grada en su fondo y con escaso descanso tras el descalabro ante el Zenit. Pero toca reaccionar, todo lo demás da igual.

La lista de Eusebio para recibir al Betis denota que algo pasa con Pardo y con Agirretxe. El centrocampista cometió el grave error del primer gol del Zenit en su primera titularidad de la campaña y eso ha hecho que se hable mucho de él, a pesar de que reaccionó con entereza y no fue de lo peor en el partido europeo. El delantero no está contando prácticamente nada después de haber vuelto de su grave lesión, y Bautista está claramente por delante de él. Ambos se quedan fuera de la convocatoria para esta jornada por decisión de Eusebio. Son, de hecho, los únicos a los que el técnico ha descartado. Verán el partido desde la grada junto a los lesionados, Carlos Martínez, Iñigo Martínez y Januzaj, que regresó tocado del compromiso europeo del jueves.

Como ya está siendo tónica habitual, habrá cambios en el once. Rulli, a pesar de su terrible actuación ante el Zenit, seguirá seguramente bajo palos. En defensa, lo normal es que descanse Elustondo, que ha jugado todos los partidos hasta ahora, y que Navas regrese al once junto a Llorente. Los laterales serán Kevin Rodrigues y Odriozola, y lo normal es que repita el centro del campo ya clásico de Eusebio, el que forman Illarramendi, Zurutuza y Xabi Prieto. Arriba son seguros Oyarzabal y Willian José, a los que el técnico realista reservó en el choque europeo, y el otro puesto se lo juegan entre Vela, que regresa a la lista, y Juanmi. Toño, De la Bella, Zubeldia, Canales y Bautista  parecen destinados a ocupar plaza de inicio en el banquillo.

A pesar de sus tres derrotas consecutivas en Liga, la Real arrancó la jornada en la octava posición con los nueve puntos que logró en las tres primeras jornadas, a dos de la zona europea que ahora mismo cierra el Real Madrid. El Betis, por su parte, es quinto con doce puntos. Las rachas, contrapuestas. Los de Eusebio llevan tres jornadas sin sumar y dos partidos perdidos de manera consecutiva en Anoeta, donde solo ha caído el Villarreal y donde Real Madrid y Valencia se han llevado los tres puntos. El Betis, en cambio, ha ganado sus tres últimos partidos, dos en su estadio y entre medias en el Santiago Bernabéu. Doce equipos han sumado más que la Real como locales y solo cinco, incluyendo los tres en zona de descenso, han encajado más goles en su propio estadio. El Betis marca poco, dos goles como visitante, pero como visitante solo ha dejado de marcar en el Camp Nou. Sus derrotas, eso sí, han sido por dos goles de diferencia. No son goleadas pero sí son marcadores claros.

Son 47 los duelos en San Sebastián entre Real Sociedad y Betis. De ellos, 43 han sido en Primera División, con 25 triunfos para el equipo txuri urdin, cinco para el verdiblanco y doce empates. En dos ocasiones se produjo la mayor goleada realista, 6-0, la primera en la temporada 1961-1962, con tres goles de Villa y uno por cabeza de Echarri, Rivera y Herrera, y la segunda en la 1971-1972, con dobletes de Boronat y Ansola y un gol más de Urreisti y Arzak. El 0-4 de la campaña 2003-2004 es, por contra, el peor correctivo sufrido por la Real ante el Betis. Los andaluces llevan desde entonces sin ganar en Anoeta. En los ocho encuentros jugados en Primera en ese tiempo, cuatro victorias de la Real y otros tantos empates. La estadística se completa con cuatro encuentros en Segunda División, con pleno txuri urdin de victorias.

La pasada temporada, la 2016-2017, la Real venció con merecimiento pero por la mínima. El equipo de Eusebio venía de un dubitativo inicio de temporada, y le costó sacar adelante el partido, pero lo hizo con solvencia, con dominio territorial y con protagonismo de sus hombres destacados. El marcador no se movió en la primera mitad por las paradas de Adán y Rulli y por la nefasta actuación del colegiado Trujillo Suarez, que se comió un penalti a Oyarzabal y muchas faltas y tarjetas. Fue en la segunda parte cuando la Real se salió. Convirtió a Adán en el mejor del partido, con más precisión que acumulación de disparos, después de que Vela aprovechara un excelente centro de Oyarzabal para poner el definitivo 1-0 en el marcador. El juego, comandado por Illarra, Zurutuza y el propio Oyarzabal fue sobresaliente por momentos e impidió cualquier reacción del Betos. Solo faltó contundencia arriba para finiquitar antes el duelo, pero la Real ganó y ganó bien.

miércoles, septiembre 27, 2017

PREVIA Zenit - Real Sociedad. Europa para reencontrar el camino

Celebrando la victoria ante el Rosenborg.
Vuelve Europa. La Real regresa a la Europa League (jueves, 19.00 horas, Krestovski, beIN Max 1) después de tres derrotas consecutivas en la Liga y esperando que la competición continental le sirva para reencontrarse con el camino que había generado tanta ilusión en los primeros tramos de la presente temporada. El Zenit, un rival acostumbrado a jugar en Europa y que incluso tiene dos trofeos de la UEFA en sus vitrinas, va a ser el equipo a batir de este grupo L en el que cayó la Real. Jugar en Rusia es un desafío interesante y que medirá la capacidad de reacción del equipo txuri urdin, incluso con las bajas con las que todavía contará para este encuentro, después de una semana muy complicada. En juego está además el liderato del grupo, y a nadie se le escapa que una victoria en territorio ruso allanaría muchísimo el camino hacia la clasificación para los dieciseisavos de final.

Eusebio, fiel a su política de rotaciones de la presente temporada, viaja a Rusia con todo lo que tiene. Y eso no incluye a Iñigo Martínez y a Carlos Vela. Lo del central era previsible, pero la ausencia del mexicano ha sido toda una sorpresa, después de quedarse ya fuera de la lista para afrontar el choque liguero ante el Valencia. Ambos se quedan en San Sebastián junto al otro lesionado, Carlos Martínez. La buena noticia para Eusebio es que Navas parece ya dispuesto para volver. En la expedición, de la que tres jugadores (contando con Zubiaurre, tercer guardameta) tendrán que quedarse fuera cuando el técnico decida la convocatoria definitiva, se cuela de nuevo Gorosabel. Lo normal, no obstante, es que sea el descartado si Navas está finalmente para formar parte de la lista y que el otro jugador que se quede fuera sea uno de los delanteros, con más opciones para Bautista, o incluso Pardo, que debutó ante el Valencia en la presente temporada con los minutos finales del encuentro.

El once es toda una incógnita, pero siendo el Zenit el rival más duro del grupo parece más que probable que Eusebio apueste por lo más parecido a su once de gala. Así, Rulli estará bajo palos. Los laterales serían Odriozola y Kevin, aunque no es descartable que se cuele De la Bella por su mayor experiencia europea. Si Navas no está para jugar, lo harán Llorente y Elustondo, no da la sensación de que el técnico realista vaya a repetir la apuesta por Zubeldia en ese puesto mientras tenga centrales naturales. Por delante de ellos, parece seguro que estarán Illarramendi, Zurutuza y Xabi Prieto, con lo que el propio Zubeldia y Pardo tendrán que esperar para conseguir minutos. Y en ataque, Oyarzabal y Willian José da la sensación de que son fijos y de que el puesto restante se lo disputarán Januzaj, Juanmi y Canales, en función del plan de juego que tenga Eusebio.

Zenit y Real Sociedad se juegan en este encuentro el liderato del grupo L. El conjunto ruso superó por 0-5 al Vardar, un gol más de los que logró el equipo txuri urdin ante el Rosenborg, al que ganó por 4-0. Además de estos dos equipos, solo el Slavia praga en el A, el Atalanta en el E, el Steaua en el G, el Olympique de Marsella en el I, el Ostersunds en el J pueden presumir de haber ganado en la primera jornada y haber dejado su portería a cero. Y ese dato es importante, habida cuenta de que la Real ha encajado nueve goles en los tres últimos partidos de Liga, tres derrotas que han empañado el espectacular arranque liguero del equipo. Europa, no obstante, es otra historia, y ahora mismo el conjunto entrenado por Eusebio tiene una espléndida oportunidad de dar un golpe en la mesa, encauzar la clasificación y recordarnos lo que hace tan solo una semana todos teníamos claro: que esta Real puede hacer cosas grandes.

Será la tercera vez que la Real pise territorio ruso en sus aventuras europeas. En las dos anteriores, recuerdos muy dispares. La primera de ellas fue la visita en la Copa de la UEFA de la temporada 1998-1999 al Dinamo de Moscú, al que venció por 2-3, aunque los locales estuvieron cerca de empatar después de que el equipo de Bernd Krauss se pusiera con un 0-3 en el marcador. Aquella eliminatoria la finiquitó la Real ganando 3-0 en Anoeta, en lo que hasta hace un par de semanas era la mayor goleada europea de la historia txuri urdin. La segunda, la dramática eliminación en Krasnodar en la última ronda previa de la Europa League de la campaña 2014-2015, con un 3-0 que hizo insuficiente el 1-0 del partido de ida que se llevó a Rusia la Real. En las dos fases de grupos que ha jugado la Real, la segunda jornada también deja recuerdos contrapuestos. En la Champions de la 2003-2004, brillante victoria por 1-2 ante el Galatasaray. En la de la temporada 2013-2014, injusta derrota en el último minuto por 2-1 ante el Bayer Leverkusen.

miércoles, septiembre 20, 2017

PREVIA Levante - Real Sociedad. Pensar en grande

Vela, bigoleador en la última visita al campo del Levante.
Lo ha dicho Eusebio en la previa del partido (jueves, 22.00 horas, Ciudad de Valencia, beIN La Liga), hay que pensar en grande. Es significativo que lo diga después de la primera derrota, aunque para él las sensaciones fueran mucho más positivas de lo que realmente ofreció la Real ante el Real Madrid. Y es una muy buena idea. Pensar a lo grande ayuda a conseguir metas grandes. Willian José lo ha dicho muy claro tras renovar al mencionar la Champions. Y Xabi Prieto lo dijo en la pretemporada al hablar de títulos. Pensar en grande implica ser ambiciosos ante cualquier rival, aunque la Real no lo terminara de ser ante el campeón de Liga y de Europa, y en cualquier campo. El del Levante, después de dos victorias consecutivas como visitante, va a ser una buena prueba de fuego para esa ambición que denotan estas manifestaciones y que tiene que convertirse en puntos.

Parece evidente que Eusebio va a continuar con su política de rotaciones, pero no va a poder realizar todas las que seguramente tenía en mente. La inclusión de Gorosabel para dar descanso a Odriozola parece ir en esa línea. Lástima que Pardo haya tenido otro percance médico que le impide convertirse en el primer relevo de un centro del campo que todavía no ha podido rotar por las continuas ausencias del riojano y la lesión todavía no recuperada de Guridi. Zubeldia es, de esta manera, el único relevo posible, y tiene sus opciones de entrar en el once. Las rotaciones también se ven en la convocatoria, y esta vez Agirretxe vuelve a quedarse fuera para que entre Bautista, en el relevo que parece que va a ser natural durante toda la temporada.

Rulli, obviamente, continuará bajo palos. En defensa la rotación puede llegar en los laterales, con una nueva oportunidad para De la Bella en lugar de Kevin y con el debut de Gorosabel para que Odriozola coja aire y a la espera de que llegue Carlos Martínez. Los centrales, sin más opciones ya que ni Navas ni Iñigo se han recuperado, serán Elustondo y Llorente. Si Zubeldia entrara, podría hacerlo por cualquier de los tres titulares habituales, Illarramendi, Zurutuza y Xabi Prieto. Con Oyarzabal todavía ausente, en ataque lo normal es que Willian José sigue siendo el 9, y que por detrás regresen Juanmi y Vela, ya que el mexicano fue uno de los destacados ante el Real Madrid. En principio, Toño, Canales, Januzaj y Bautista apuntan a suplentes de inicio, pero hay muchas opciones de sorpresa en el once de Eusebio.

La derrota ante el Real Madrid ha privado a la Real del coliderato, pero no ha sacado a los de Eusebio de la zona Champions. El equipo txuri urdin acabó la cuarta jornada en tercera posición, con nueve puntos, tres por debajo del líder, el Barcelona, uno por detrás del segundo, el Sevilla, y uno por encima del cuarto y el quinto clasificado, Real Madrid y Atlético respectivamente. Su rival, el Levante, es octavo y sigue invicto, con una victoria y tres empates. La Real comparte con el Barça el honor de ser el equipo más goleador por ahora del campeonato, once tantos a favor. El conjunto donostiarra, a pesar de que ya ha inaugurado su casillero de derrotas, cuenta sus salidas por victorias, 2-3 en Vigo y 2-4 en Riazor, mientras que el equipo levantino no sabe aún lo que es perder como local, ganó al Villarreal 1-0 y empató contra el Deportivo a dos y contra el Valencia a uno.

Si la historia jugara, la Real tendría un problema. En ocho ocasiones ha jugado contra el Levante en su estadio en Primera División, ha perdido cinco, ha empatado dos y ha ganado solo una, la última, el 0-4 de su última visita, en la temporada 2015-2016. Lo curioso es que, mientras la estadística es muy negativa, la historia reciente sí jugaría a su favor, porque sus tres resultados positivos han llegado en las tres últimas ocasiones en las que ha pisado el Ciudad de Valencia. Eso sí, la derrota más abultada que ha sufrido el equipo txuri urdin en este escenario tampoco es que fuera una gran goleada, es el 2-0 de la temporada 2006-2007. El cuadro estadístico lo completan cuatro encuentros en Segunda, con dos victorias para cada equipo, y un choque en la fase de ascenso de la temporada 1939-1940 que se saldó con victoria clara de la Real por 0-3.

Efectivamente, en su última visita la Real consiguió ganar por primera vez en el campo del Levante en Primera División y lo hizo a lo grande. No es nada descabelleado decir que aquel fue uno de los mejores partidos de la era de David Moyes. El partido se puso pronto de cara. Un formidable cambio de juego de Agirretxe lo aprovechó Vela para encarar a Rubén y marcar después de que su primer disparo lo rechazara el portero. Rulli sostuvo la ventaja y Agirretxe la amplió pasada la media hora cabeceando un sensacional pase de Xabi Prieto. El intento de reacción del Levante tras el descanso lo frenó de nuevo Rulli. Illarramendi fue el autor del tercer gol, desviando una volea de Chory Castro. Y cerró el marcador Vela, remachando a gol una brillante cadena de pases entre Zurutuza, el mejor del partido, y Chory que cruzó el área levantinista de un lado a otro.